viernes, octubre 31, 2008

Wenjiao Wang, piano


Le merle bleu

Creo no exagerar si afirmo que nunca en mi pequeña Macondo se había dado un evento cultural tan extraordinario y sorpresivo como el del pasado miércoles. Pasó por este insignificante poblado, como venturoso cometa, la pianista de origen chino y educación parisina, Wenjiao Wang, con un programa de piano que abarca rincones tan extremos del panorama musical que los macondianos jamás habían hollado con sus pies.

Para comenzar la Fantasía cromática y fuga BWV 903 de J. S. Bach. La fuga, entrecruzamiento de 2, 3 o 4 voces, es uno de los artes más difícil de alcanzar por el interprete, pero la maestra Wang la abordó con soltura. Uno podría pensar que esta pieza se incluyó para mostrar el virtuosismo de la pianista, pero en verdad apenas estaba calentando motores.

En seguida la romántica, apasionada casi hasta el paroxismo, sonata no. 2 de Rachmaninov, la cual tuvo la virtud de elevar bastante la percepción que yo tenía de este artísta, por su riqueza de ideas, sus dulces o bien tiernas o bien oscuras melodías, su polifonía apretada e intrincada, como si jalara de un nudo.

Después, como si Bach o Rachmaninov solo representaran un prólogo y una introducción, la difícil, compleja, moderna "Le Traquet Stapazin", del Catálogo de pájaros de Oliver Messiaen. Una pieza que, basándose en el hermoso canto de un ave europea, se extiende durante 15 minutos. Resulta una pieza especialmente significativa para el autor de la presente reseña, porque en los días anteriores había estado escuchando con interés y apreciación creciente la obra del gran compositor francés del s. XX.

Para finalizar otra pieza de virtuosismo, esta vez con un sesgo "azul", la Blue Party de C. Lauba, compositor francés nuevo para mi.

Es digno de elogio que la pianista halla recorrido en solo cuatro piezas una historia resumida de la música occidental. Bach representa al siglo XVIII con sus arabescos y su intelectualidad, Rachmaninov, al romanticismo del XIX (si, ya se que el ruso es un compositor del s. XX, pero permítanme insistir, representa al XIX), Messian, al s. XX con su búsqueda incesante, Lauba, al presente o quizás en alguna medida al futuro.

La pequeña sala estaba llena, incluso había gente de pie. Casi no hubo deserciones, y tratándose de un pueblo como éste, tan acostumbrado a la invasión de la miserable música mercantil de Televisa y asociados, tan hechado a un lado del camino de la cultura, y tratándose de música con tan poquísimas concesiones a la facilidad o a la mediocridad, música tan difícil y compleja como la que más, resulta una grata sorpresa.





miércoles, octubre 29, 2008

Pandora

Un puñado de noticias, o mejor dicho enlaces a noticias, de caras de un prisma, de piezas de un rompecabezas que aisladas no tienen mucho significado pero juntas empiezan a formar un panorama:

Jenaro Villamil analiza el optimismo de Halliburton, una compañía en parte propiedad de G. W. Bush.

http://www.proceso.com.mx/opinion_articulo.php?articulo=63399

Brasil busca re-estatizar su petróleo.

http://www.rebelion.org/noticia.php?id=75065

Los estudiantes italianos protestan contra una drástica reducción en el presupuesto a la educación, por ese gran filántropo llamado Berlusconi.

http://www.rebelion.org/noticia.php?id=75040

En oaxaca asesinan al periodista norteamericano Brad Will; todo apunta a que la bala viene de los ladrones del poder, de los dueños de los medios:

http://www.argenpress.info/2008/10/mxico-brad-hill-recordemos-hasta-que-la.html

Sin embargo, encuentran a un chivo expiatorio dentro del enemigo del gobierno, la APPO

http://www.eluniversal.com.mx/nacion/163016.html

México asesina a sus periodistas, y en esto si señores nos llevamos un primer lugar

http://www.argenpress.info/2008/10/mxico-11-trabajadores-de-la-prensa.html

Algunos norteamericanos de extrema derecha quieren deshacerse de Obama

http://www.milenio.com/node/104240

Otros, más numerosos, sufren una repentina confusión de identidad económica, y ya no saben bien a bien lo que es el capitalismo y el socialismo, y mucho menos cual les conviene

http://www.jornada.unam.mx/2008/10/22/index.php?section=mundo&article=037n1mun

Por último, Saramago nos sugiere un cambio

http://cuaderno.josesaramago.org/2008/10/28/%C2%BFnuevo-capitalismo/

viernes, octubre 17, 2008

Mens sana in corpore sano

Podría ser diferente. La naturaleza habría podido hacer las cosas de diferente manera, de acuerdo a nuestros gustos, o para alimentar aún más nuestros prejuicios. Pero no, las cosas son como son, a veces las leyes naturales son anti-intiutivas y hay que aceptarlas con espíritu científico. Hoy especialmente quiero disculparme, sobretodo con mis amigos y conocidos de inteligencia promedio, los cuales son más numerosos de lo que quisiera o estuviera dispuesto a aguantar, pero según un artículo de demedicina.com, los hombres inteligentes tienen un esperma más saludable.

miércoles, octubre 08, 2008

Buscando el significado de las cosas

Mariposas disecadas

- Si, pero, ¿qué me dice de los bomberos?
- Ah. -Beatty se inclinó hacia delante entre la débil neblina producida por su pipa- ¿Qué es más fácil de explicar y más lógico? Como las universidades producían más corredores, saltadores, boxeadores, aviadores y nadadores, en vez de profesores, críticos, sabios y creadores, la palabra "intelectual", claro está, se convirtió en el insulto que merecia ser. Siempre se teme a lo desconocido. Sin duda, te acordarás del muchacho de tu clase que era excepcionalmente "inteligente", que recitaba la mayoría de las lecciones y daba las respuestas, en tanto que los demás permanecían como muñecos de barro, y le detestaban. ¿Y no era ese muchacho inteligente al que escogían para pegar y atormentar después de las horas de clase? Desde luego que sí. Hemos de ser todos iguales. No todos nacimos libres e iguales, como dice la Constitución, sino todos hechos iguales. Cada hombre, la imagen de cualquier otro. Entonces, todos son felices, porque no pueden establecerse diferencias ni comparaciones desfavorables. ¡Ea! Un libro es un arma cargada e la casa de al lado. Quémalo. Quita el proyectil del arma. Domina la mente del hombre. ¿Quién sabe cuál podría ser el objetivo del hombre que leyese mucho? ¿Yo? No los resistiría ni un minuto. Y así, cuando, por último, las casas fueron totalmente inmnizadas contra el fuego, en el mundo entero (la otra noche tenías razón en tus conjeturas) ya no hubo necesidad de bomberos para el antiguo trabajo. Se les dio una nueva misión, como custodios de nuestra tranquilidad de espíritu, de nuestro pequeño, comprensible y justo temor de ser inferiores. Censores oficiales, jueces y ejecutores. Eso eres tú, Montag. Y eso soy yo.

Fahrenheit 451, Ray Bradbury

jueves, octubre 02, 2008