viernes, marzo 31, 2006

Ha nacido un monstruo

Este no es un blog político, pero cuando las circunstancias lo ameritan he hecho algún comentario sobre la vida política nacional e internacional. Platón decía que el hombre es un animal político, y yo no soy la excepción, a veces me colma la estupidez y la desinformación de la gente y defiendo con ardor y con argumentos mis posturas. Y es que cualquiera puede tener una opinion, y eso es respetable, pero no cualquiera tiene una opinion informada, que es todavía más respetable.

En Diciembre pasado se presentó a la Cámara de Diputados la Ley de Radio y Televisión que fue aprobada por unanimidad y por tanto enviada al Senado para hacerse efectiva. Esta ley fue cabildeada por una serie de supuestos expertos que fácilmente (¿con dinero o favores de por medio?) convencieron a los diputados.

Esta Ley prácticamente regala el espectro radioeléctrico al llamado "duopolio", Televisa y Televisión Azteca. Se pretende crear una comisión reguladora autónoma que subastará el espectro digital existente, la COFETEL, pero ésta estará integrada por ejecutivos de las diversas empresas de radio y televisión, por lo que se teme que distribuirán los beneficios entre las empresas de las que provienen (léase Televisa y TV Azteca). Además el único criterio para asignar nuevas concesiones será el dinero (se hará por subasta); no se toman por tanto en cuenta ni el interés social, ni la calidad, ni el profesionalismo. Un candado más para permitir que el pastel solo se reparta entre los poderosos. Otros muchos artículos de esta ley están igualmente diseñados al gusto y beneficio de los grandes capitales.

El dia de ayer se consumó la infamia. La Ley de Radio y Televisión fue aprobada en lo general por la mañana, y en la noche se intentó discutirla en lo particular, sin que esto fuera aprobado tampoco. Era un espectáculo patético: una y otra vez se repetía la acogedora escena. Subía al estrado alguno de los senadores que valientemente se oponían a la Ley, como Javier Corral, del PAN, Manuel Bartlett o Dulce María Sauri, del PRI, César Raúl Ojeda del PRD, y proponían alguna mejora sobre algún artículo en particular: que sobre la asignación de concesiones, que sobre la inclusión de producción independiente, que sobre las radios comunitarias, indígenas, culturales, que sobre el tiempo al aire dado a los partidos, etcétera. Una y otra vez se votaba y una y otra vez se rechazaba siquiera el derecho a discutir tales enmiendas. La senadora secretaria decía "quién está en contra". Las dos terceras partes de la cámara de senadores levantaban sus manos, inperturbables, cínicos, a sabiendas cometiendo una terrible traición a la patria, sin importarles, como decía Bartlett, que fueran a crear un monstruo, que se ivan a arrepentir, sin importarles el México que iban a heredar a sus hijos y a sus nietos. Judas orgullosos, vendepatrias.

Y ¿porqué? Pues porque los dos candidatos del PRI y del PAN van abajo de López Obrador, el candidato del PRD, en las encuestas para la votación de Presidente de la República que se va a llevar a cabo en unos pocos meses. No es momento para ponerse en contra de Televisa, que pesa sobremanera en la opinión pública y que pude ayudar a un candidato a ganar una presidencia o a hundirse en la humillación. La televisora escogió un excelente momento para cabildear y aprobar una ley hecha a la medida de sus intereses, chantajeando a los candidatos y a través de estos a los diputados y senadores.

Hace unos pocos años la empresa más rentable del Estado (de los mexicanos, dense cuenta, de los mexicanos), Telmex, se vendió a precio de regalo al empresario Carlos Slim, que ahora es el 3er. hombre más rico del mundo. Luego vino el FOBAPROA, que convirtió la deuda privada de unos cuantos vivales en la deuda pública (de todos los mexicanos, claro) y que no la pagaremos en nuestras vidas. Ahora la Ley de Radio y Televisión. Seguirá el petróleo y la electricidad, los empresarios (nacionales y extranjeros) no quitan el dedo del renglón y ya encontrarán la forma de quedarse con ellos. Lo menos que podemos hacer es estar enterados de ello, pero cada vez la sociedad le importa menos lo importante, y pierde más tiempo en pasiones frívolas, como las telenovelas, las películas de baja calidad, el fútbol. Cada vez adquiere más forma lo que algún comentarista por ahí llamó "el prostíbulo global".

Muchos otros blogs aportan su grano de arena para tratar de informar a la ciudadanía de este despojo que se ha hecho (una vez más) a la nación:

El Diario Informativo
Ombloguismo
Webadedios
Agkamai
Alt1040
¿Qué opinas?
Retroadicción

Y en los periódicos:

La Jornada
El Universal
Crónica
Proceso

martes, marzo 28, 2006

Et in arcadia ego

Foto de satélite obtenida mediante Google Maps, presa ubicada a unos 12 kilómetros al oessudoeste de Macondo, lugar de recreo sábados o domingos, de pesca toda la semana, mucha calma, placeres epicúreos, pintorescos paisajes, cervezas o vino tinto bajo la sombra de un árbol, un poco de queso y aceitunas, atardeceres dramáticos.

sábado, marzo 25, 2006

Una pista sobre la serie misteriosa

El 24 de enero del presente año publiqué un post en el que ofrecía $500 moneda nacional a alguno de los amables lectores que resolviera un difícil acertijo: de dónde, cómo se forma una serie de números, y cuál es la fórmula para encontrar el n-ésimo término de la serie.

Como no he obtenido respuesta, ahora proporciono más términos en la serie: 1, 1, 1, 2, 3, 3, 5, 6, 6, 4, 4, 9, 6, 11, 10, 9, 14, 5, 5, 12, 18, 12, 10, 7, 12, 23, 21, 8, 26, 20, 9, 29, 30, 6, 6, 33, 22, 35, 9, 20, 30, 39, 27, 41, 8, 28, 11, 12, 10, 36, 24, 15, 50, 51, 12, 53, 18, 36, 14, 44, 12, 24, 55, 20, 50, 7, 7, 65, 18, 36, 34, 69, 46, 60, 14, 42, 74, 15, 24, 20, 26, 52, 33, 81, 20, 83, 78, 9, 86, 60, 29, 89, 90, 60, 18, 40, 18, 95, 48, 12, 98, 99...

martes, marzo 21, 2006

Hey Jude

Nada mejor para superar una obsesión que entregarse a otra. Se trata de la canción Hey Jude, de los Beatles, que salió como sencillo en 1968 y luego fue incluida en el álbum Past Masters Volume Two. Fue escrita por Paul McCartney y dedicada a Jules, el hijo de John Lennon, para reconfortarlo del reciente divorcio de sus padres. Es la canción más larga del grupo, con una duración de 7:11. El último verso se repite hipnóticamente mas de 14 veces, según mis cálculos.


Powered by Castpost


Hey Jude, don't make it bad.
Take a sad song and make it better.
Remember to let her into your heart,
Then you can start to make it better.

Hey Jude, don't be afraid.
You were made to go out and get her.
The minute you let her under your skin,
Then you begin to make it better.

And anytime you feel the pain, hey Jude, refrain,
Don't carry the world upon your shoulders.
For well you know that it's a fool who plays it cool
By making his world a little colder.

Hey Jude, don't let me down.
You have found her, now go and get her.
Remember to let her into your heart,
Then you can start to make it better.

So let it out and let it in, hey Jude, begin,
You're waiting for someone to perform with.
And don't you know that it's just you, hey Jude, you'll do,
The movement you need is on your shoulder.

Hey Jude, don't make it bad.
Take a sad song and make it better.
Remember to let her under your skin,
Then you'll begin to make it
Better better better better better better, oh.

Na Na Na Na Na Na, Na Na Na, hey Jude...

Para una descripción detallada de la canción, junto con muchos detalles curiosos e interesantes, pueden visitar esta página. Uno de los más interesantes es la transcripción del acompañamiento vocal de McCartney, que se extiende desde los 3:58 minutos hasta el fin de la canción:

"Jude Judy Judy Judy Judy Judy.. ow, wahow!"
"Ow hoo, my my my"
"Jude Jude Jude Jude Joooo ..."
"Na na na na na, yeh yeh yeh"
"Yeah you know you can make it, yeah Jude, you not gotta break it"
"Don't make it bad Jude"
"Take a sad song and make it better"
"Oh Jude, Jude, Hey Jude, woooow"
"Ooo, Joooode"
"Yeah"
"Hey, hey, hey-yay"
"Hey, hey, hey"
"Now Jude Jude Jude Jude Jude Jude, yeah yeah yeah yeah"
"Woh yeah yeah"
"Ah nanananananana cause I wanna "
"Nanananana ... nanalalal ow ow ow"
"Oh God"
"The pain won't come back Jude"

"Yeah, eh hehe heh"
"Make it through"
"Yeyeye Yeah .. yeah y-yeah ... yeah-hahahaha ...."
"Goodeveningladiesandgentlemen mymymymy mahhhh"
"oooo"
"Woooh"
"Well then a na-nanan"

domingo, marzo 19, 2006

Las 100 mejores películas del cine mexicano


Pues si, también me gusta el cine, aunque debo reconocer que es difícil complacerme. Pienso que Hollywood es una fábrica al estilo de Coca-Cola o Sabritas, y como tales deben de ser considerados sus productos, como bienes de consumo perecederos y que no merecen ninguna consideración más allá de la que podría recibir una bebida endulzada o una bolsa de papas fritas. Me atraen el caracter distintivo y el olor entrañable de cines como el francés y el italiano y me gustaría romper el status quo neo-liberal para tener acceso a cines como el sueco (Ingmar Bergman) o el japonés (Kurosawa) o el brasileño, etc. Hay excepciones notables en el cine estadounidense, por supuesto, pero que exista Edgar Allan Poe no quiere decir que los best-seller gringos sean buena literatura, así como el milagro de John Coltrane no significa que la música pop sea la gran cosa. En pocas palabras, y para no extenderme más, solo quería dejar claro que soy difícil de complacer.

Incluso para una cultura tan entrañable para mi como la mexicana (mexicana: azteca, purhépecha, latina, árabe, griega, hebrea...) no me dejo engañar con espejitos, por eso siempre sirve (además del propio criterio, claro) el consejo de un experto. Me encontré en internet una recopilación de las 100 mejores películas del cine mexicano hecha por 25 especialistas de nuestro cine, entre ellos Nelson Carro, Tomás Pérez Turrent, Carlos Monsiváis y Gabriel Figueroa.

Hago aquí una transcripción de las 10 primeras:

1 Vámonos con Pancho Villa (1935) de Fernando de Fuentes
2 Los olvidados (1950) de Luis Buñuel
3 El compadre Mendoza (1933) de Fernando de Fuentes
4 Aventurera (1949) de Alberto Gout
5 Una familia de tantas (1948) de Alejandro Galindo
6 Nazarín (1958) de Luis Buñuel
7 Él (1952) de Luis Buñuel
8 La mujer del puerto (1933) de Arcady Boytler
9 El lugar sin límites (1977) de Arturo Ripstein
10 Ahí está el detalle (1940) de Juan Bustillo Oro

Si la transcribo y la recomiendo es porque estoy en general de acuerdo con la selección y los lugares. Por desgracia la lista comprende solo las películas anteriores a 1992. Es notable la repetición de unos pocos nombres en lo que respecta al director. Emilio Fernández aparece 10 veces. Ismael Rodríguez 8 veces. Luis Buñuel 7 veces. Alejandro Galindo 5 veces. Uno de mis favoritos, Arturo Ripstein, aparece solo 2 veces, pero me consuelo sabiendo que Principio y fin, Profundo carmesí y El coronel no tiene quien le escriba son posteriores a la creación de esta compilación.

Resulta evidente que podría hablar horas y horas sobre estas películas, sobre las emociones que me produjeron, sobre sus lugares en la lista y sobre las que no aparecen (Rojo amanecer, por ejemplo), pero eso llenaría otro blog entero y otra vida entera.

jueves, marzo 16, 2006

Problemas con castpost

Ya lo he intentado varias veces pero no he podido hechar a andar este archivo mp3 desde CastPost. Sospecho que es algo relacionado con el tamaño. El archivo tiene 16 Mb., algo inusual para un mp3. Voy a intentar con otros archivos mayores de 10 Mb.


Powered by Castpost

domingo, marzo 12, 2006

Concluyó el torneo Linares-Morelia

De sorpresa en sorpresa transcurrió este evento, en el que participaron algunos de los mejores ajedrecistas del mundo. La mayor sorpresa consistió en que no fue ganado por los favoritos Svidler o Peter Leko (aunque este estuvo a la cabeza gran parte del torneo) ni por el veterano y místico Ivanchuk, ni por el actual campeón FIDE, Veselin Topalov, sino por el combativo y testarudo gran maestro armenio Levon Aronian, quien en la última ronda ganó con negras a Leko.

Quiero aprovechar el post para comentar sobre la percepción general que se tiene de que el ajedrez y en particular el ajedrez de alto nivel como el de estos torneos se trata de un deporte frio y tremendamente aburrido. Un grupo de extraños personajes elegantemente vestidos permanecen durante horas y horas prácticamente sin moverse enfrente de los escaques sin manifestar ninguna emoción. Solo miran, no pasa nada. Mi percepción personal, sin embargo, es totalmente diferente. Hay pocas cosas en la vida que me hayan causado tan intensas y profundas emociones. Tengo buenas bases para creer que esto le pasa a todos los ajedrecistas, de cualquier nivel. En no pocas ocasiones me pongo a temblar incontrolablemente delante del tablero. En cuanto una posición se vuelve apenas un poco caótica, y no alcanzo a ver todas las posibilidades, me veo al borde de un ataque de nervios. Esto no me pasa solo a mi. Hay incontables anécdotas de jugadores que al verse perdidos en el juego salen huyendo, envueltos en tristeza y frustración, o bien avientan violentamente el tablero. Uno de ellos fue multado cuando conducía después de terminado un encuentro en el que había perdido, por manejar demasiado despacio. Seguramente seguía buscando la causa de su derrota, reproduciendo en su mente el juego. Otro de ellos me confesó que había dejado el ajedrez en parte porque le era imposible contener sus emociones violentas después de perder (pero porqué no ganaba, a ver). Incluso el frio y calculador Ivanchuk, al perder su partida con Leko, "su desánimo fue tal que se quedó sentado en su mesa quince minutos sin moverse, cuando ya incluso su rival había abandonado la sala de juego. El rostro de Ivánchuk estaba a punto de las lágrimas. Minutos más tarde le pidió prestada la computadora a los enviados de Chessbase y frente al monitor prácticamente estaba sollozando quedamente", según comenta un periodista de Proceso.

Por eso comentaba yo en otro post que un ajedrecista jamás deja de serlo. Sería como pretender que un heroinómano dejase su vicio. Uno siempre está tratando de repetir esa intensa descarga de adrenalina cuando, después de una buena combinación, un sacrificio, o incluso un lento juego bien llevado, se obtiene un triunfo. En este goce el deporte del ajedrez es comparable o incluso supera a cualquier otro deporte.

sábado, marzo 11, 2006

En las orillas del Eufrates

Sin ninguna razón aparente vino a mi cabeza desde hace algunos días un sonsonete del que no me puedo librar, y que me veo obligado a reproducir una y otra vez en mi Winamp, aunque eso no fuera necesario, porque con fidelidad reproduzco la canción en mi cerebro y sin necesidad de pilas.

Me parece que parte de la cualidad magnética de esta melodía proviene del hecho de tener un tema religioso, a la vez profundamente triste pero lleno de mucha alegría y esperanza. Me suena bastante a esas canciones afro-norteamericanas llamadas espirituales, pero según tengo entendido la interpretó primero un grupo jamaiquino llamado "the Melodians". Obviamente llegó a mi y a la gran mayoría a través del grupo norteamericano de los 70's, Boney M.


Powered by Castpost

Hmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmm
Ahahahahaahahahahaaaaaa
Ahahahahaahahahahaaaaaa
Ahahahahaahahahahaaaaaa
Ahahahahaahahahahaaaaaahahahahahahaha
By the rivers of
Babylon,
where we sat down.
there we were,
when he remembered Zion.
By the rivers of
Babylon,
where he sat down.
And there he wept,
when we remembered Zion.
THEN THE WICKED
Carried us away captivity,
required from us a song.
Now how shall we sing the Lord's song
in a strange land.
THEN THE WICKED
Carried us away captivity,
requiring from us a song.
Now how shall we sing the Lord's song
in a strange land.
Hmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmmm
yeaheaheaheah
let the words of our mouth,
and the meditation of our heart,
be acceptable in thy sight be tonight
let the words of our mouth,
and the meditation of our heart,
be acceptable in thy sight be tonight
By the rivers of Babylon,
where he sat down.
And there he wept,
when he remembered Zion.
By the rivers of Babylon,
where he sat down.
And there he wept,
when he remembered Zion
Ahahahahahahahahahahahahahahaah
By the rivers of Babylon, you take the Babylon
where he sat down. you hear the people sing a song
And there he wept, sing a song with love
when he remembered Zion. Lyeaheaheaheah
By the rivers of Babylon, you take the Babylon
where he sat down. you hear the people cry
And there he wept, they need the power
when he remembered Zion ohhhhhh, got the power
By the rivers of Babylon, oh yeaheah
where we sat down. yeaheah
Yeaheah we wept.........

La letra es una adaptación del salmo 137, que habla de las lamentaciones del pueblo judío cuando estaba en el exilio en Babilonia después de que estos los conquistaron en el año 586 antes de Cristo. Los ríos de Babilonia son los célebres Tigris y Eufrates, que fueron el paisaje donde surgió la cultura de Babilonia allá por el 2300 antes de Cristo. Los jardínes colgantes de Babilonia eran una de las 7 maravillas del mundo antiguo. Fue también la ciudad más populosa del mundo del 612 al 320 a.C, con algunos 200,000 habitantes. Es una de las cunas de la civilización. En la Biblia fue sinónimo de pecado y decadencia, pero la verdad es que le debemos mucho. Nuestra división actual del día en 24 horas y estas en minutos y segundos se la debemos a algún sabio Babilonio ya olvidado. Es el territorio actual de Irak. Los bárbaros y vengativos judíos ahora han regresado a estas tierras para vestirlas de sangre y luto. Este ánimo de venganza y lujo de violencia ya era evidente en el salmo, que en mi Biblia aparece como el 136:

SALMO CXXXVI

En las márgenes de los ríos del país de Babilonia, allí nos sentábamos, y nos poníamos a llorar, acordándonos de ti, ¡oh, Sión!
Allí colgamos de los sauces nuestros músicos instrumentos.
Los mismos que nos habían llevado esclavos, nos pedían que les cantásemos nuestros cánticos; los que nos habían arrebatado de nuestra patria, decían: Cantadnos algún himno de los que cantábais en Sión.
¿Cómo hemos de cantar los cánticos del Señor, les respondíamos, en tierra extraña?
¡Ah! Si me olvidara yo de ti, oh, Jerusalén, entregada sea al olvido, seca quede mi mano diestra.
Pegada quede al paladar la lengua mía, si no me acordare de ti, oh Sión santa; si no me propusiere a Jerusalén por el primer objeto de mi alegría.
Acuérdate, ¡oh Señor!, de los hijos de Edom, los cuales en el día de la ruina de Jerusalén decían: Arrasadla, arrasadla hasta los cimientos.
¡Desventurada hija, o ciudad, de Babilonia! Afortunado sea aquel que te diere el pago de lo que nos has hecho tú padecer a nosotros.
Dichoso sea aquel que ha de coger algún día en sus manos a tus chiquitos, y estrellarlos contra una peña.

miércoles, marzo 08, 2006

Utilidad de las matemáticas

Esto de la relación de la sociedad con las matemáticas, y por supuesto conmigo, para mi siempre ha sido un triángulo incomprensible y vehículo de muchos pesares, conflictos, discusiones, enconos, enemistades y otros males, pero es que no soporto a la gente que tiene una actitud mediocre o francamente cínica ante las matemáticas, y con eso se que estoy enfrentándome a la grandisima mayoría de la población mundial, pero viene en mis genes; genio y figura...

Y es que es típico el jovencito escuelante que afirma categórico "a mi no me gustan las matemáticas". Más que típico, arquetípico, esteorotipo, un lugar común llevado al cansancio, ad nauseam. Como que (creen que) da cierto caché espetar la frase. Como si fuera cuestión de gustos. Las matemáticas se enseñan, según yo, por una inaplazable necesidad de organización. Una organización exterior, y una organización interior. No se cual sea más importante. Quizá están tan estrechamente relacionadas que es nimio preguntarse cuál es más importante. Ambas son muy importantes, sin duda.

La organización exterior se refiere al funcionamiento de nuestro mundo. Los bancos, las finanzas, la mercadotecnia, la computación (mis alumnos de bachillerato gimen y lloran cuando les revelo que la computación es una rama de las matemáticas), la electrónica de todos nuestros aparatos de audio y video.

La organización interior se refiere a la habilidad de nuestro cerebro de realizar operaciones, de hacer inferencias, generalizaciones, abstracciones, de pensar en forma estructurada y correcta, lo que los sicólogos llaman pensamiento formal. Las matemáticas son causa y efecto de esta mejora en nuestros cerebros, en un círculo virtuoso del que no podemos obtener sino beneficios.

No hay campo profesional en que las matemáticas no sean indispensables. Tradicionalmente el estudiante, al verse en la necesidad de decidirse por una carrera, busca aquella en la que no se impartan clases de matemáticas, o en la que estas sean mínimas. Sin embargo el doctor hace amplio uso de la estadística para determinar la eficiencia de un nuevo medicamento, el administrador se convierte en una estrella en la empresa si sabe aplicar sus conocimientos de investigación de operaciones, el ingeniero civil calcula la fortaleza de un nuevo edificio, y, en fin, cada profesional está tan obligado a hacer un uso extensivo de las matemáticas para escapar de la mediocridad, que de no hacerlo está condenado a caer en ella irremediablemente.

Lo peor viene cuando estas personas alérgicas a las matemáticas se convierten después en nuestros líderes políticos. Claro que se necesita mucho más que habilidad matemática para ser un buen líder, pero esta sería deseable para resolver algunos problemas comúnes y acuciantes.

Por ejemplo véase el problema de los camiones recolectores de basura. Se puede generalizar de la siguiente manera: considérense n nodos interconectados en una red, cada nodo representa una esquina (o confluencia de avenidas) y cada conexión una calle. Hay que encontrar la ruta mínima de forma que se recorran todas las calles. Encontrar la solución significaría menos gasto de gasolina y una recolección de basura más rápida.

Otro problema es el del tráfico de vehículos en una ciudad. Consiste en coordinar todos los semáforos (no solo serializarlos en una sola avenida, como ocurre ya en algunas ciudades) de forma que se minimize el tiempo que un auto espera detenido con una luz roja.

Y ni hablar de la aplicación matemática en problemas de distribución de alimentos, del agua, de servicios sociales diversos (educación, salud).

Problemas para los que ya existen los conocimientos matemáticos para enfrentarlos, pero que con nuestra vocación ineludible de país tercermundista tardaremos mucho en resolver.

Concurso de software en Morelia

Durante los días 2 y 3 de marzo del presente año se llevó a cabo el VIII Congreso de Investigación, Ciencia y Tecnología 2006 en el CBTIS 149 de la ciudad de Morelia, Mich. Se presentaron prototipos tecnológicos, desarrollos de software y se llevaron a cabo ponencias por parte de los alumnos y maestros del nivel bachillerato (medio superior) de ésta entidad federativa.

El CETIS 121 de Sahuayo participó en la categoría de alumnos con el software SmartCard, el cual permite visualizar las calificaciones de todas las materias de en alumno a través de una computadora en red, en vez de en papel como se hace tradicionalmente. Desarrollado por los alumnos Guillermo Arcos, Miguel Ángel Barragán, Luis Manuel Girarte y Juan Manuel Salazar, del 6to. semestre de computación, obtuvieron el 2do. lugar.

En la categoría de docentes obtuvo el 1er. lugar con el software "Apolo, generador automático de horarios", presentado por el Ing. Ernesto Amezcua y el Q.F.B. Javier Manríquez. Se trata de un programa para resolver la problemática de generar horarios de clase tanto para los grupos como para los maestros. Puede reducir el proceso de diseñar, elaborar e imprimir los horarios de dias o semanas a unos cuantos minutos.

El generador de horarios es un proyecto en el que vengo trabajando los últimos 3 años y que desarrollé con Visual Basic y un gran número de complicadas sentencias SQL. La intención es que se use y se le saque provecho en el mayor número posible de escuelas, para lo cual me voy a dar a la tarea de distribuirlo.

Es también parte de la razón por la que tengo un poco abandonado este blog.